} ?>

Caso Itelecom: detectan 66 pagos en efectivo a principal asesor de Germán Codina por $203 millones

El Consejo de Defensa del Estado ingresó una querella por cohecho pasivo contra Christian Gore, exadministrador municipal de Puente Alto y otros seis imputados en el caso. Esto luego de que la fiscalía detectara pagos en efectivo en las cuentas del abogado que ofició de alcalde subrogante en varias ocasiones. Según el escrito, Marcelo Lefort señaló en declaración haber pagado $160 millones, también en efectivo, al abogado Álvaro Lavín para que intermediara en la adjudicación de la licitación en la comuna. “Es precisamente el dinero pagado a Lavín el que éste utilizó para realizar el pago del soborno a Christian Gore”, dice la acción judicial.

El Consejo de Defensa del Estado (CDE) anunció ayer una nueva querella en el caso llamado Luminarias Led y que ya cuenta con más de 12 municipalidades investigadas por soborno y cohecho a lo largo del país. Esta vez, la acción penal apunta a uno de los hombres de confianza del alcalde de Puente Alto, Germán Codina (RN), el abogado Christian Gore Escalante, exadministrador municipal de esa comuna y varias veces alcalde subrogante. 

Según el escrito al que tuvo acceso CIPER, la fiscalía cuenta con dos antecedentes que determinaron que el CDE interpusiera la querella: una declaración que el dueño de Itelecom, Marcelo Lefort, entregó en 2021, poco antes de cambiar su medida cautelar de prisión preventiva por la de arresto domiciliario total; y el levantamiento de cuentas de Gore donde se detectaron 66 pagos en efectivo por un monto de $203 millones. 

Gore le dijo a CIPER que no tenía información sobre los pagos que, según la querella del CDE, figuran en su cuenta corriente del Banco Security: “No tengo la más remota idea, porque nunca he tenido idea de lo que se ha investigado”, aseguró.

La acción penal también va dirigida en contra de otras seis personas además de Gore: Lefort; los otros ejecutivos de la empresa, Ricardo Rodríguez, Pedro Guerra y Leonardo Bustos; el abogado Álvaro Lavín Aliaga; y el exfuncionarios del Ministerio de Energía, Paul Pacheco. 

Un extracto de la declaración de Lefort, cuyo contenido fue difundido por CIPER en julio de 2021, citado en la querella señala lo siguiente: «Respecto del señor Lavín y dado que el proceso iba bien encaminado realizamos un acuerdo económico del pago de sus servicios que debió ocurrir el segundo trimestre del 2018 en donde acordamos un pago de $15.000 por luminaria, a cambio de la asesoría y asegurarnos que el proyecto fuera adjudicado a Itelecom. Él aseguraría que en el proceso de evaluación saliéramos elegidos», dijo ante el Ministerio Público el 13 de julio de 2021.  

Lefort, dueño de Itelecom, contó en esa misma declaración que Lavín Aliaga los guió en el proceso para adjudicarse la licitación. El primer paso fue solicitar una reunión a las autoridades de Puente Alto. Esa reunión se concretó y allí estaban el alcalde Germán Codina, el entonces administrador municipal, Christian Gore, el director de la Secretaría de Planificación (Secpla), Jorge Ruiz, y por el lado de Itelecom, Lefort y Pedro Guerra. 

Lo que contó Lefort a la fiscalía coincide con los registros públicos. Según la información alojada en Infolobby, la reunión mencionada se efectuó el 4 de enero de 2018 a las 16:30, y su contenido fue descrito como “presentación de proyecto de alumbrado público con eficiencia energética LED financiados por el Banco Interamericano del Desarrollo”.

Eso sí, en el registro público no aparecen participando en ella ni Christian Gore ni el Secpla Jorge Ruiz.  

En la querella del CDE se destaca que Lefort dijo que le había pagado $160 millones a Lavín: “El 50% del acuerdo se iba a pagar luego de la firma del contrato de mayo de 2019, y durante el proceso de instalación, en pagos parciales de un 20% posterior a la firma del contrato, los otros 10%, 10% y 10%, en distintas etapas del período de instalación”, señaló el empresario. “Solo se le alcanzó a pagar $160 millones. Los fondos para pagar al señor Lavín provenían de la empresa, no sé si vía retiros o facturas, Leonardo (Bustos) hizo el efectivo. Lo más probable por las fechas es que haya sido vía facturas. Bustos sabía para qué era la generación de ese efectivo, que era para pagar a Lavín”, agregó. 

CIPER tomó contacto con Alvaro Lavín Aliaga, quien señaló lo siguiente: “Es natural que el CDE presente una querella ante las declaraciones de la empresa. Tengo la tranquilidad de no haber cometido ningún ilícito y la satisfacción de haber sido parte del equipo que les cerró las puertas en Providencia y los denunció a la justicia”. El abogado fue asesor de Evelyn Matthei (UDI) quien presentó una denuncia contra Itelecom tras detectar que podría haber ilícitos en la manera de trabajar de la empresa. 

LOS 66 PAGOS A GORE

Christian Gore abandonó hace solo semanas la Municipalidad de Puente Alto. A inicios de 2021 se hizo público que en la causa judicial existían testimonios que lo apuntaban por la licitación en Puente Alto. Y poco a poco fue perdiendo protagonismo en el municipio. Según registros de Transparencia, ya en marzo de 2022 había abandonado su cargo de administrador municipal y pasado a la Dirección de Asesoría Jurídica, y luego, en diciembre del mismo año, a la dirección jurídica de la Corporación Municipal.

El último registro disponible, de marzo de 2023, lo muestra aún en ese cargo (con una remuneración de $6,1 millones), aunque desde la Municipalidad aseguran que ya no trabaja con ellos.

Gore, abogado y hombre de confianza del alcalde Codina, formó parte de la Comisión Evaluadora que supervisó la licitación de luminarias led y donde Itelecom se adjudicó contratos por $84 millones mensuales por 10 años. 

Según la querella en su contra, parte de los pagos recibidos por Lavín fueron a parar a sus cuentas corrientes. “Es así como, durante el año 2018, el representante legal, gerente general y socio de las empresas mencionadas, León Marcelo Lefort, aplicando la política de sobornos de la empresa, antes señalada, previo concierto con Ricardo Rodríguez y Pedro Guerra, ofreció a través de su intermediario Álvaro Lavín Aliaga, conforme los parámetros de sobornos ya establecidos, una cierta cantidad de dinero a Christian Gore Escalante, en su calidad de empleado público, ya que a la época detentaba el cargo de Administrador Municipal y quien, además, fue parte de la Comisión Evaluadora, para que realizara conductas ilícitas con infracción de los deberes de su cargo. Todo lo anterior, con la finalidad de favorecer a las personas jurídicas señaladas en el marco del proceso de licitación llevado adelante por la Municipalidad de Puente Alto para el recambio del alumbrado público a tecnología Led”, señala la querella del CDE. 

La fiscalía levantó las cuentas de Gore y detectó pagos en efectivo en la misma época en que se resolvía la licitación: “En efecto, del alzamiento del secreto bancario efectuado a Christian Gore, se desprende que existen 66 pagos mediante depósitos en efectivo en la cuenta corriente del imputado del Banco Security, en el lapso temporal comprendido entre el 07.02.2018 y 04.09.2020, por la suma de $203.420.000; fechas coetáneas a la realización de las licitaciones investigadas en estos autos”, se lee en la querella.

Según la investigación, Paul Pacheco, funcionario del Ministerio de Energía, también habría tenido participación en la licitación de Puente Alto. Porque tal como ocurrió con otras municipalidades, como asesoría técnica, Pacheco intercedía en las bases técnicas de esa licitación: “Antes de que saliera publicada la licitación, nos envió los parámetros de calle de ese proyecto”, fue lo que dijo uno de los ejecutivos de Itelecom, Pedro Guerra. “Eso, entre otros datos que dan la morfología de las calles, con esos datos uno puede simular para saber si con nuestras luminarias cumplíamos los parámetros. Nosotros simulamos y le enviamos esas simulaciones y él validaba que cumplieran los reglamentos y se estimara el ahorro energético de esa manera él se aseguraba que Itelecom cumpliera”. Pacheco emitía facturas falsas a Itelecom para recibir los pagos por esa información.  

Desde la Municipalidad de Puente Alto entregaron su versión a CIPER: “Seis de las personas que se mencionan en la querella nunca han sido parte de la Municipalidad de Puente Alto. Christian Gore actualmente no trabaja en el municipio ni en ninguna de sus corporaciones. La licitación aludida se desarrolló dentro del marco de la Ley de Compras Públicas. El alcalde Germán Codina solicitó que se adopten las medidas judiciales y administrativas que correspondan para perseguir las eventuales responsabilidades que puedan existir en este caso”. 

(*) Los antecedentes expuestos en este artículo corresponden a un proceso judicial en curso, por lo que las personas mencionadas no deben ser consideradas culpables hasta que la justicia dicte sentencia definitiva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *